Ir al contenido

Municipalidad de Lima clausura centros de estética informal que realizaban tratamientos sin respaldo médico

Cuatro locales que funcionaban como centros de estética donde se inyectaba plasma, entre otras técnicas para reducir los signos del envejecimiento en el rostro, fueron clausurados por la Municipalidad de Lima al detectarse que las intervenciones se hacían en áreas inadecuadas y sin contar con respaldo médico, lo que puede ocasionar serios daños en la población.

Operativo Fisca web 1

Cuatro locales que funcionaban como centros de estética donde se inyectaba plasma, entre otras técnicas para reducir los signos del envejecimiento en el rostro, fueron clausurados por la Municipalidad de Lima al detectarse que las intervenciones se hacían en áreas inadecuadas y sin contar con respaldo médico, lo que puede ocasionar serios daños en la población.

Inspectores de fiscalización de la comuna limeña, acompañados por personal médico de la Dirección de Salud II Lima Sur, llegaron hasta la Galería Comercial Barrio Chino (Jr. Ucayali 724 – 738) en donde intervinieron los locales Mónica y Omar Spa (Stand N° 2084), Imagen Spa (N° 2077), Centro de Estética Especializada (N° 2074) y Yahaira (N° 3099).

En los cuatro establecimientos, las autoridades constaron que los empleados practicaban el tratamiento conocido como Plasma rico en plaquetas (PRP), el cual consiste en extraer una muestra de sangre del cliente y someterla a un método con la que se puede obtener el máximo número de plaquetas, para después reinyectarla en la piel del rostro, lo cual se supone revitaliza el cutis.

El Gerente de Fiscalización y Control de la comuna capitalina Cristian Rosenthal explicó que este tratamiento estético requiere de personal médico capacitado, además de ambientes adecuados, por lo tanto es imposible que se realice en stands sin agua ni desagüe de apenas tres por tres metros de extensión.

Operativo Fisca web 2

“Este tipo de intervenciones si pueden ser legales pero en locales que estén aptos para ese desarrollo, con personal profesional debidamente capacitado que haga un seguimiento permanente de la persona intervenida que sin él, puede terminar desfigurada. Acá en cambio, por el costo de S/ 180 Soles se realiza este trabajo que en clínicas serias cuesta entre S/ 800 y 900 Soles”, refirió.

Rosenthal dijo que los negocios, incluso, atendían sin licencias de funcionamiento y tras la fachada de servicios de masajes faciales, podología y maquillaje permanente, pues sus propietarios eran conscientes que el giro que en realidad realizaban es incompatible con los reducidos espacios que permite el stand de una galería comercial.  

Por este motivo, los citados establecimientos fueron clausurados definitivamente y sus administradores sancionados con una multa equivalente a dos UIT (S/ 7,700 Soles). El municipio de Lima continuará fiscalizando todos aquellos negocios que revistan cualquier tipo de riesgo o amenaza para la salud de la ciudadanía.

Operativo Fisca web 3