Ir al contenido

Municipalidad de Lima y Policía Nacional cierran local donde se falsificaban documentos y detienen a siete personas

Un local ubicado en la décima cuadra del Jr. Azángaro, donde se falsificaban documentos de identidad, planillones de la Sunat, e incluso expedientes judiciales, entre otros escritos, fue clausurado por la Municipalidad de Lima en un operativo conjunto realizado con la División de Investigación de Estafas de la Policía Nacional.

AzanUno

Un local ubicado en la décima cuadra del Jr. Azángaro, donde se falsificaban documentos de identidad, planillones de la Sunat, e incluso expedientes judiciales, entre otros escritos, fue clausurado por la Municipalidad de Lima en un operativo conjunto realizado con la División de Investigación de Estafas de la Policía Nacional.

Alertados por la Policía que en los últimos días había investigado el movimiento ilegal en la zona, agentes de Seguridad Ciudadana y Fiscalización de la comuna limeña, intervinieron el local ubicado en el interior de la quinta número 1062 del Jr. Azángaro, en el Cercado de Lima, donde la autoridad policial pudo detener a siete personas.

Al llegar al predio, los empleados del lugar que funcionaba como una supuesta imprenta donde también se hacían empastados, trataron de negar los hechos, escondiendo el material falsificado en ventanas y cajas de luz. Tras hacer un registro del sitio, las autoridades hallaron brevetes, documentos de identidad y licencias de autorización municipal adulteradas.

AzanDos

También se encontró contratos falsos de arrendamiento, tarjetas de propiedad de vehículos, pasaportes y comprobantes de pago de la Sunat fraguados, además de copias ilegales de sellos de diversas notarias, universidades e instituciones del estado.

El Gerente de Seguridad de Ciudadana de la Municipalidad de Lima, Abdul Miranda, indicó que al momento de ingresar al lugar los detenidos ya estaban identificados gracias a un trabajo de inteligencia realizado por la Policía Nacional hace más de 30 días.

A su turno, el Comandante Walter Frisancho, Jefe de la División de Investigación de Estafas de la DIRINCRI, indicó que los detenidos fueron trasladados a su dependencia policial donde serán investigados, y resaltó que su despacho ya está tras los pasos de otras mafias que operan bajo las mismas características. 

Por su parte, el Gerente de Control y Fiscalización del concejo capitalino, Christian Rosenthal, recordó que no sólo incurre en un delito quien falsifica documentos sino también quien los solicita, por tanto, recomendó abstenerse de solicitar estos servicios pues las personas que lo hagan también podrán ser arrestadas.

En breve, la Municipalidad de Lima instalará una de las 162 nuevas cámaras de videovigilancia de última tecnología que adquirirá en los próximos días, en el cruce de los jirones Roosevelt y Azángaro. Con ello, esta zona tradicionalmente conocida como el “paraíso de la falsificación” contará con un control más estricto.